Pintar mi coche.


Pintar mi coche.





Tener un automóvil requiere de cierta responsabilidad, ya que este tienden ha requerir de cuidados que generan tiempo y dinero, un ejemplo de ello son los gastos que genera el mantenimiento superficial del mismo para siempre lucir como nuevo, donde la persona ha de lavarlo por lo menos una vez a la semana, y cada cierto tiempo darle un encerado para devolver el brillo natural de la pintura. En ocasiones a pesar de los constantes cuidados para que su acabado luzca radiante, el carro ya no aguanta y se torna envejecido, en este caso lo mas recomendable es que la persona opte por pintarlo nuevamente, opción que le hará lucir como si fuese salido de fabrica.

Pintar mi coche en pocos pasos

A la hora de pintar un automóvil lo primero que se debe hacer es preparar el auto y el área donde se pretenda pintar, en este ultimo caso se requiere un lugar donde haya una buena ventilación, iluminación, que no halla mucho polvo y que tenga mucho espacio puesto a que la persona se deberá de mover mucho. Entre los materiales que se utilizará para preparar y pintar el automóvil cabe destacar: herramientas para lijar y abrillantar, pintura, suministros, equipo para pintar y equipamiento de seguridad. Nunca se ha de comenzar a pintar sin antes preparar el carro, para ello se comienza eliminando la presencia de oxido y se corrigen las abolladuras e imperfecciones que posea, ya que de lo contrario se visualizarán después del pintado generando una apariencia muy anti-estética.

Pintar mi coche. rapidamente

Si tiene alguna tapicería de plástico que sea facil de retirar es bueno eliminarla y luego se a de colocar una nueva una vez se termine el trabajo. El mayor trabajo a la hora de pintar un auto está en la preparación, donde la persona deberá lijar todo el material hasta llegar al metal, que es la capa original. No puede haber ningún rastro de pintura ni polvo ya que esto genera imperfección al momento de pintar, por ello luego se haber lijado el auto se ha de limpiar perfectamente para eliminar suciedad y resto de  polvo.

Pintar mi coche.

Para limpiar la superficie se recomienda el uso de alcohol de quemar o de aguarrás. Una vez hecho esto se ha de utilizar cinta de papel o protectora para cubrir las zonas que no se  deben pintar como son las manillas de las puertas, la tapicería de las ventanas, las rejillas, los espejos y los cristales. Al finalizar la preparación se comienza con el pintado utilizando para ello aerosol.