Decorar sala de masajes.


Decorar sala de masajes.





A toda persona le encantaría tener en sus hogares un espacio donde relajarse y en donde poder recibir de una manera mucho mas privada masajes relajadores, donde cada persona principalmente la pareja aprenden a como dar masaje para así turnarse cada miembro de la pareja y ayudarse mutuamente a relajar. Así mismo muchas personas principalmente mujeres aprenden este oficio y crean su propio negocio impartiendo así masajes desde el confort de sus hogares. Lo primero que se debe hacer es destinar un área del hogar que no se esté utilizando para así diseñarla apropiadamente para estos fines.

Decorar sala de masajes.

El masaje es de gran recomendación para la salud de las personas, ya que con este se disminuyen los dolores musculares, se alivian las tensiones, se mejora la circulación, la artritis, el estrés, la migraña, etc. Dependiendo el tipo de masaje a dar se requerirá de un área determinada, por ejemplo si es un masaje puntal se puede hacer en cualquier lugar, ahora bien, si es un masaje de cuerpo entero es necesario colocar a la persona en un área bien equipada para estos fines, la cual debe tener una decoración que transmita paz, serenidad y confort.

ideas para Decorar sala de masajes.

Para preparar un área de masaje se necesita un sistema de sonido, una camilla para masajes, reguladores de intensidad y toallas. La camilla que se debe utilizar para masajes debe tener un hueco que será el lugar donde la persona apoyará la cabeza mientras recibe el masaje, la misma debe contar con estante donde se ubicarán los aceites y demás utensilios usados para dar el masaje. La misma debe estar elaborada con un material lavable, recomendándose que sea de cuerina.  La habitación donde se impartirán los masajes debe estar pintada de un color que promueva la tranquilidad, recomendándose el uso del color azul pálido, del beige y del verde mar, así mismo se puede utilizar tonalidades claras que representen la madera para usarlos en los estantes y en las puertas.

como Decorar sala de masajes.

Se ha de tener un perfecto control de la intensidad de las luces, por ello se deben colocar reguladores para así jugar con las luces, y se han de ubicar lámparas pequeñas en todo el alrededor de la habitación para garantizar una perfecta iluminación a la hora de realizar los masajes. La habitación de masajes debe tener un piso que garantice la comodidad de la masajista, ya que esta estará varias hora de pie, donde se recomienda utilizar materiales como el mármol o las baldosas.