Decoración para recamaras


Decoración para recamaras





Planear la decoración de un dormitorio conlleva pensar en distintas opciones decorativas para así escoger la que mejor se adecue al espacio, donde se juega con distintos muebles, adornos, equipos, colores, elementos decorativos y accesorios. El color a dar es lo primero que se debe  decidir a la hora de decorar un espacio, el cual debe estar a tono con las características que posee el lugar, un ejemplo de ello es el tamaño del dormitorio.  Dependiendo las dimensiones de la habitación  es que se deberá de inclinar por una tonalidad en específico, si la habitación es pequeña y estrecha lo ideal es apostar por tonalidades claras como es el blanco, el cual hace sentir el espacio mucho más amplio e iluminado visualmente.

Así mismo se debe buscar colores relajantes ya que toda habitación debe brindar intimidad y reposo a la persona.  Estas tonalidades deberán de contribuir a la conciliación del sueño y deben influir positivamente en la psicología  humana. En el caso del blanco que es el color de mayor utilización, llega a ofrecer limpieza, pureza, castidad, profundidad, amplitud e iluminación en cualquier espacio. Al elegir este color en las paredes se deberá de complementar con otras tonalidades más fuertes en los muebles y en algunos accesorios, para que así se cree un ambiente equilibrado y elegante.

Decoración para recamarasTambién se utiliza el color amarillo ya que este crea alegría y libertad en el espacio, llegando a estimular a la persona perfectamente. Se juega con sus distintas tonalidades para crear diferentes ambientes y sensaciones, por ejemplo una tonalidad más claras en dirección al color rojo llega a brindar sabiduría y amor, mientras que una tonalidad más fría llegando al verde crea inestabilidad emotiva y celos, es por ello que se debe tener mucho cuidado al momento de elegir una tonalidad en específico, ya que cada color promueve sentimientos distintos en la persona.